lunes, diciembre 25, 2006

Como cada año

Sobrepasada ya la Nochebuena (prueba dura pero no definitva en estas fechas) se avecina ya el Fin de Año. Como cada 365 días, pinta mal. Como cada 365 días me gustaría pensar que este año me lo pasaré de muerte, me correré una juerga de época y podré salir a lucir palmito y modelito con olor a naftalina por los lugares de copas de Santiago. Pero nunca es así.

Por de pronto, y para no romper la tradición, no tengo plan. Mis amigas solteras son unas muermas, las casadas están liadas con sus propias vidas y las pocas enrolladas trabajan o están en el otro lado del país.

La verdad que me fastidia no poder evitar empezar tan mal el año una vez tras otra. Me encantaría ir a un fiestorro, con un chico atractivo que presuma de mujer conmigo (no, no es vanidad, es que una es joven y hace mucho que nadie la luce...). Si es sin chico, a un lugar lleno de tíos buenos dispuestos a ser encandilados por mi vestido-guante y/o pasar una noche loca espectacular.
,
En realidad, me la sé de memoria y nunca ha tenido lugar. Yo, con mi traje de noche o de fiesta (al gusto del gourmet), mis medias de blonda, maquillada como una reina, recibiendo a mi joven galán con un champagne bien frío. Unas risas, copitas y música para caldear el ambiente. Después, sesión de acoso y derribo del muchacho, sesión de streeptease al más puro estilo Gilda, velas por tooodo el pasillo, hielo, té caliente, champagne bien frío para intensificar todas las sensaciones, fresas y todo lo que los amantes demanden.

Nada de prisas, ha de ser una noche larga y única. Un auténtico aquelarre de malas vibraciones a través de dos cuerpos y dos mentes conectadas en perfecta comunión. Comida de cosas ricas en cama, más risas, más juegos, más champagne, más besos, más pasión. Por suerte o por desgracia, esta ilusión sólo puede realizarse de la mano de una pareja por la que sientas algo especial. Tanto esfuerzo no se puede dedicar a una vulgar aventura. O hay feeling, por lo menos, o lo mejor es dejarlo en el mundo de los sueños.

Sigue siendo una mera fantasía. La verdad, no debería ser tan difícil. Pero a pesar de que todo el mundo dice que es una noche más, salen como esa noche más a pasar frio, aburrirse porque casi todos los locales tienen cerrado el paso y ver cómo todos los gañanes de la afueras se abren paso entre la multitud.

Así que me preparo para comer las uvas sin convicción, a brindar para volver a tener esa sensación de tristeza que me invade cuando llego a casa cada una de estas fechas, esa sensación de soledad, de vacío.

Ni siquiera beberé porque donde cenaré, en principio, está fuera de Santiago y hay que ir en coche. Añoraré una vez más no poder exorcizar todos mis demonios y empezar el año gritando como Bebe "que lo he lograo". Sigo sin lograr demasiadas cosas. Eso es terrible para alguien como yo. Tan exigente con el tema de la autosuficiencia.

Empieza la cuenta atrás. Os deseo que la fiesta sea tal para vosotros. Yo creo que beberé en casita a solas tras la cena, me brindaré a mí misma como los borrachos y luego dormiré deseando que sea día 2 para que todo haya pasado ya.

Como cada año.

9 comentarios:

Un Jefe dijo...

Eso es que aun no me conoces.

chelo dijo...

seguramente haberá mais persoas che din o mesmo; ao ler as tuas reflexións dábame a impresión de q eran as miñas propias; e q dis todo dun xeito tan real...Eu nin por asomo me sei expresar tan ben.. (o curioso e q eu tamén teño amigas solteiras "q son algo muermo", en fin, moitísimas coincidencias mais). Entrei nesta páxina x recomendación dun amigo (creo q común), q hai moi pouco q coñezo pero ao cal lle estarei eternamente agradecida por darme a coñecer este espazo, q visitarei moi a miudo. moitos bicos e felices festas (´¨opicos mandan)

ninfa secreta dijo...

Muchas gracias por los halagos y tu promesa de volver.

Nuestro común amigo es mi mejor publicista (se queja, el pobre). Supongo que, de algún modo, con mi propio sentir intento transmitir también el de muchas otras mujeres u hombres que parecemos atrapados en un mundo en el que no acabamos de encajar...

Nada, chica, podemos hacer un cónclave de pringados de fin de año y brindar por nuestro fracaso!!! XD

Un beso, guapa

remington__steele dijo...

Ya me dirás los garitos de copas por los q paras en Santiago!! Suelo ir 1 vez al mes al menos a tu aldea pa no olvidarme de ella: aún le guardo cariño por todo lo que fue. Así q un día t aparezco con un Brugal en la mano (el champán no me apasiona mucho, la verdad) y compruebo si de verdad eres tan borde como aparentas :p
Felices Fiestas!!

ninfa secreta dijo...

NO soy borde, soy cautivadora...

Tú dime qué día vienes y hablamos...

BSS

ninfa secreta dijo...

Jefe, tú tienes un blog dedicado a hablar mal de otro blog???


Y esoooo???

José Antonio dijo...

Nunca se sabe cuándo va a aparecer el personaje en cuestión.
Igual vive dos bloques más abajo.
O te lee asiduamente.
Un día os encontraréis frente a frente y pensarás: "¿Pero dónde has estado hasta ahora?".


Feliz Navidad.

ninfa secreta dijo...

No lo creo. Pero ojalá tengas razón.

Un beso

José Antonio dijo...

Un abrazo. Mira mi penúltimo post en mi blog (da mala suerte decir "el último").