domingo, marzo 04, 2007

Retorno a la veintena

Qué contraste climático. Estoy de fin de semana fugaz y a toda vela en Compostela y el tiempo da ganas de llorar. Menos mal que estoy con mis pequeños roedores, a los que encuentro muy bien a pesar del cambio y eso reconforta mucho.

Son días curiosos. Mi ex no-novio sigue reaparecido en mi vida, me manda sms para quedar y no sé muy bien qué quiere. ¿Será que lleva un año viendo la porquería de mercado que, a su vez, también padecen los hombres y ha descubierto que soy la joya del Nilo? No sería el primer atontado que se arrepiente de haberme dejado pasar... También puede ser su película emocional de ser el amigo íntimo de las ex pero por eso mismo nos distanciamos en su día, por intentar saber más de lo que yo quería contar. No comento mi vida íntima con mis ex amantes y su síndrome de estar metido en mi vida no lo podía soportar.

Ahora me debato entre el morbo por saber qué diablos le pica y la pereza que me da revolver en el pasado. Hay que reconocer que es el mejor amante que he tenido _y que, desgraciadamente, probablemente tendré. A años luz de cualquier otro... ¡Ñam!_ pero, probablemente por eso, no tengo muchas ganas de verle. Es difícil que me diese la locura de tener relaciones con él de nuevo _cuando algo se termina, se termina, y no sirvo para ser la amiguita del polvo de cuando nos vemos_ y contarle mi vida en fascículos no me atrae mucho.

De todos modos, como soy tan chismosa y morbosa, si sigue insistiendo (me tiene alucinada) quedaré con él a ver qué le pasa.

Al hilo de mi ex no-novio veinteañero (29 para ser exactos) me viene a la mente mis últimas teorías sobre el tema de los machacantes/amiguitos o como se le quiera llamar. Después de una profunda reflexión, he determinado que retomo el ámbito veinteañero. Tras cotejar opiniones con algunas chicas en mi situación, hemos llegado a la conclusión de que son los mejores para nuestra salud física y mental.

No hay futuro con ellos, como con ningún otro, pero la calidad de sus servicios es manifiestamente mayor. Son mejores en la cama (muuucho mejores: más resistentes, más entregados, voluntariosos y sexualmente más activos), fuera de ella son más atentos, más cariñosos y se comen menos la cabeza. Están contigo la mar de contentos, te tratan como una reina y, aunque se acabe como todas las historias, siempre compensa.

Así que estoy en un tris de darle paso a un fichaje que es un cielete, y.. ¡A disfrutar de la juventud!

Eso sí,sin perder comba, que aquí no estamos para perder el tiempo.

He dicho.

9 comentarios:

Anónimo dijo...

"más resistentes, más entregados, voluntariosos y sexualmente más activos), fuera de ella son más atentos, más cariñosos y se comen menos la cabeza"
Razón no le falta a ud. (a mi pesar), señora. Y al hilo de su comentario, me he preguntado ¿qué hecho diferencial (por utilizar una expresión de moda, ya sabe usted) tendrán las veinteañeras que no tienen las de la decena siguiente, ni mucho menos las "tonas" (cuarentonas, cinquentonas,etc.)?, ¿son más entregadas, voluntariosas y sexualmente más activas?, creo que no. ¿Acaso en la verticalidad son más atentas, cariñosas y se comen menos la cabeza?, yo diría que tampoco. En fin, señora, si de muestra le sirvo para una supuesta encuesta, creo que su conclusión no es simétrica en cuanto al género, aunque tal vez si lo sea y usted esté en un error.

Mis saludos, nocturnos y domingueros.

ninfa secreta dijo...

Creo que a estas alturas del partido, anónimo mío, está más que claro que los hombres y las mujeres somos manifiestamente distintos en este ámbito.

Y yo no soy simétrica en nada XD

Raul Alberto dijo...

Sabia decisión amiga, vive a tope cada día, disfruta de las opciones que se te presentan, que mejor es arrepentirse por las cosas hechas(si acaso hay que)...un besote y te seguiré a la distancia…

Anónimo dijo...

Tal vez anónimo, querida, mas... no suyo.

Razón, una vez más, no le falta a usted. De manifestaciones, distinciones y asimetrías el mundo está lleno, y cuando rebosa o revienta, ya se encargan muchos de volverlo a llenar.

Seguiremos el sabio y original consejo de nuestro tercero en discordia, el señor Raúl, y viviremos "a tope cada día"... que permite además relegar la noche a unas ciertos rincones de tranquilidad.

Saludos, ya luneros,que no secretos, señora ninfa.

santibichos dijo...

...sí señora...me voy a pasar a las "veinteañeras" pa ver que pasa...brrr!

mú mal, pero que mu mal tiene que estar la cosa para salir con niñatos...!...un poco de reflexión, no?

Un bico de un "CUARENTÓN" desgastado, flojeras e inactivo (no te jodes!)

Antigua ninfa :-) dijo...

!Vaya, vaya! !parece que nos picamos cuando "os cambiamos" por más jovencitos!. NO está de más que os apliqueis el cuento... jejeje.

Hace unos pocos años que pasé a la invisibilidad de las mujeres de cuarenta. Mi santo, no está mal para un revolcón mensual, pero donde se ponga un yogurin de "toma pan y moja", la verdad, no hay color.

En fin, la edad no perdona, sólo un poco a la estupidez, y no siempre.

Lobo hechizado dijo...

Con respecto a este miniestudio de mercado debo decirte querida Ninfa que en parte tienes razon pero te voy a dar la version del Hombre.
Por debajo de 25 las mujeres desahogan pero se pasa muy mal despues sobre todo si tu tema de conversacion no versa en torno al messenger o a las amigas y sus problemas.
Entre 25 y 30 es maravilloso como te ven mayor se esfuerzan por agradar y cumplen todos tus deseos,las mejores amantes sin lugar a dudas,y no plantean ningun compromiso por miedo a cagarla, problemas cero y tema de conversacion razonable.
Entre 30 y 40 zona de peligro,se creen que lo saben todo de la vida y buscan el "anillismo" de forma frenetica, quieren marcar el tempo y piden demasiadas explicaciones.
Mas de 40,el tren pasa de largo y se aferran como lapas, es mejor huir.
Estoy generalizando?SI,es lo que hacemos todos.

tumejoramig@ dijo...

Me he hartado de reir con el post y los comentarios. He abierto la veda a la pezca de pezqueñines de veintitantos, ya que insisten tanto ellos. Aun no he salido de pesca, pero te juro que es impresionante lo que eso molesta a los de casi cuarenta y más a los que los superan. Pues que se pongan la pilas, tanto bla bla bla y el que de verdad llama, está ahí, se comporta, se desvive por una, va al fin del mundo y te trata como una diosa es el que aun no alcanza los treinta,que pasa cuando traspasan esa frontera?. A disfrutar Ninfa que son dos días, y te juro que si tu no lo cuentas nadie se entera!!! besitos

ninfa secreta dijo...

Lobo hechizado, no se nota ni nada que estás en la zona de los "perjudicados"...

Qué más os da? Vosotros queréis veinteañeras largas porque lo flipan con que las lleváis a cenar y nosotros veinteañeros porque están más buenos, son más atentos y follan mejor.

Todos contentos, no?