viernes, septiembre 07, 2007

Mi dream team

Sigo avanzando despacio pero segura. Hoy llamé a mi ex para intentar redactar un documento para reajustar el calendario de visitas _como me recomendó mi abogada_ y él simplemente dice que sólo los va a ver tres veces al año porque su “precariedad” no le permite ver a sus hijos.

Me he tenido que morder la lengua media docena de veces para no hacer comentarios sobre su cuarto vástago en camino y asumir que abandona a los peques. Quería facilitarle el tema de que los vea todos los puentes y todas las vacaciones pero no quiere mover el culo de allá para verlos. Le he ofrecido pagar la mitad del importe del desplazamiento por avión en puentes y cosas así, que duerman en casa cuando él venga a verlos y así sólo tenga que buscar sitio para él. Nada. Les ha abandonado.

Lo mejor de todo es que les venderá que su madre tiene la culpa de que no les vea. Me he cansado de repetirle que aquí hay trabajo a espuertas, que se mueva de ahí. Pero no, la churri no se mueve de Santiago y él que, después de todo, es el mantenido acepta _además me consta que no tiene ningún interés en trabajar y, en el fondo, yo creo que se alegra porque no pone lo más mínimo de su parte. Ya ha recreado la familia que destruyó: otras dos niñas, el mismo pueblo y, maravilla, sin trabajar.

Encima tengo que oír que la niña está mal que él la nota mal por el teléfono. Y que no tienen calidad de vida porque no me ven (¡Si llego sobre las 7.30 a casa!). Los niños están felices como perdices pero aquí cada cual ve lo que quiere ver. En fin, era de esperar.

Estoy en un tris de entrar en mi nuevo hogar, porque éste sí que lo vivo como tal. Colgaré todos los cuadros y no viviré como de paso. Y, en cuanto mis peques tengan colegio, empezaré realmente mi nueva vida.

Estoy cansada pero, creo que por primera vez en mi vida, estoy orgullosa de mí misma. Tengo ampollas en los pies de cruzar Madrid de punta a punta buscando piso, haciendo trámites de los que no tenía ni la menor información, escolarizando a mis hijos, arreglando mi casa. Me he presentado con la Policía en la empresa de mudanzas para que me devolviesen los malditos muebles (cosa que tuvieron que hacer a la hora que me dio la gana a mí pese a que me habían echado y negado la hoja de reclamaciones. Ahora me han roto el cuadro más caro que tengo y la volveremos a tener…), he soportado que me hayan intentado chulear propios y extraños por mi aparente condición de mujer frágil.

Lo que más me ha sorprendido es todo lo que he sido capaz de hacer sola. No he sido muy consciente, es una vorágine de necesidades que cubro a todo meter, pero cuando empiezo a ver resultados me doy cuenta de que he logrado cosas que ni en sueños creí enfrentar nunca. Y todo ha sido por mi esfuerzo. De hecho, conseguir lo que sea siempre es fruto de un esfuerzo, si me apuras, desmesurado.

Por eso estoy orgullosa. Porque en tres años de infierno mis hijos jamás han sido conscientes de las dificultades y posibles carencias. Porque puedo mantenerlos por mí misma, sin hombres, sin regalos. Porque he salido adelante. Porque lo he logrado, como dice la canción de Bebe.

La siguiente apuesta es lograr colaboraciones pagadas para incrementar mis ingresos (nada es suficiente con dos niños, una interna, un piso y yo misma, que soy lo de menos). Me encuentro cansada pero con sensación de que hallaré la calma muy pronto.

Quiero daros las gracias a todos los que en todo este tiempo me habéis dado ánimos, habéis creído en mí más que yo y lograsteis que me sintiese útil y válida a través de mis letras. Ha sido un refuerzo enorme el saber que, en alguna parte, había personas que querían lo mejor para mí y me enviaban todo su calor.

Hemos sido y somos un equipo. Y aunque jamás llegue a publicar como escritora_porque como periodista he publicado ya mucho pero es otra cosa_, ya siento que tengo un don y me lo habéis otorgado vosotros con vuestra lectura, críticas, apoyo y fidelidad.

Y a todos los que lleguéis nuevos, entrad, poneos cómodos y regresad.

8 comentarios:

iceman_sbd dijo...

Hola guapa!!!
La verdad es que, igual que yo, supongo que tod@s los que te hemos leido, hemos estado ahi sufriendo (de otra manera) lo que te esta costando esto, pero ya casi estas y en la recta final, el hecho de ver la meta cerca, te debe dar als para pasar este poco que te queda. Te mereces estar bien, y lo conseguiras!!
No se como seras en persona, pero yo no te veo como "La aparente condicion de mujer fragil" ya que tus letras, transmiten mucha fuerza y sentimiento, transmiten optimismo y energia desde ese esfuerzo que haces, pese a que como mas de una vez, estes agotada.
Me voy a considerar (con tu permiso) uno de esos a los que agradeces el haber estado contigo, pero lo hago, para decirte, que es a ti a quien tenemos que agradecer, que nos dejaras compartir contigo esos momentos, ya que (yo y creo que los demas) hemos aprendido mucho de lo que es, ser valiente y saber superarse para conseguir ser feliz.
Enhorabuena!!!!
En el netlog te he dejado mi mail.
Un besazo enorme, te lo mereces!!!!
Muakaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa!!!!!!!!!!!!!!

PD: Sobre lo del esperman.... Prefiero no opinar de un especimen asi!!!!

Treinta y tantos dijo...

¡Hola!
Me he dado cuenta de que hace como un año que llegué a tu blog a través del de Luis y después de leerte desanimada en muchos momentos, sólo puedo decirte que me alegro de que las cosas te vayan bien, de que tu marcha a Madrid haya resultado beneficiosa y que espero que dentro de un año (incluso menos) te sientas del todo en tu hogar. Al final los esfuerzos dan su recompensa.
¡¡¡Un beso y buena suerte!!!

Raúl Alberto dijo...

¿Sabes una cosa?

No dude ni por un momento que las cosas se encaminarían en el rumbo que tu quisieras, que la fortaleza no te faltaría justo ahí, en el momento en que mas precisaras de ella, que eres mas fuerte de lo que tu misma crees, y que ese mismo ímpetu puede irradiarse a distancias inmensas y convertirse en ejemplo. Me llena de mucha orgullo saberte cansada pero llena de paz y leerte así es un regalo.
Un bico a la distancia bella dama.

Ch dijo...

Nunca tuve dudas d q al final conseguirías alcanzar la meta q te proponías, pero no puedo negar q algo he sufrido al ver, durante un tiempo, q todo eran obstáculos. Ahora es l momento d celebrarlo y lo haremos ahí en Madrid, un día de estos; ando mirando tarifas y creo q a finales d octubre puede ser una buena época; pero a mi no m gusta planificar a largo plazo, asi es q el tiempo dirá.
Con relación al poco interés q tiene la padre de tus hijs por ver a sus vástagos, te digo, aunque ya sabrás, q es algo muy comun, que cuantas más facilidades l ponemos las madres,ellos menos se preocupan, parece q cuando tienen dificultades y cuando las madres se niegan a dejárselos, es cuando ellos ponen todo su empeño x verlos y recuperarlos, ¿Paradojas? No se como llamarle exactamente a este fenómeno, x desgracia tan extendido. Yo te diría q no le des tú más importancia delante de los crios; en realidad, para su estabilidad emocional futura, lo q necesitan es un ambiente tranquilo y organizado, y una persona que los quiera, que la consideren incondicional, que los comprenda y vuelque sus afectos con ellos; necesitan, por lo menos una persona de referencia en la q refugiarse; si son ambos progenitores, mejor, pero es suficiente con uno, incluso tb hay casos en q esa persona no es ninguno de ellos y puede ser algún abuelo/a tia/tio, etc. Los niños se adaptan y lo q realmente le hacen daño son los "rollos patateros", cosa que contigo estoy segura d q no va a pasar.
Te seguré fielmente. Ultimamente te estoy recomendando a mis amistades, a ver si aumenta el nº de seguidores/as. Moitos bicos.

Patri dijo...

En más de una ocasión te dije que lo conseguirías y no sabes lo que me alegro. ^_^

Por cierto, te dejé un regalito en mi blog, cuando puedas te pasas, ¿vale?

Besotes guapísima

Pepe dijo...

Creo que los que te seguimos consideraremos un poco nuestra tu victoria final, tan cercana al fin.
Por si esto lo lee alguien de tres años, que nos alegramos un montón, vaya. Yo por lo menos.
Un beso.

Chipsoni@ dijo...

Te quiero tesoro y espero ir a verte prontito, ya mismito.
Besazos.

ninfa secreta dijo...

Y yo a ti, reina del Nilo. Te espero con los brazos abiertos!!