martes, mayo 22, 2007

¿Cómo encontrar un "cuelgafácil" en Madrid?

Llevo unos días pregúntame y preguntándole a todas las chicas de mi entorno cómo funciona eso del ligoteo en Madrid. Me tienen confundida estos muchachos, no acabo de cogerles el punto. ¿A qué viene todo esto? Me explico:

Resulta que yo procedo de un lugar donde los hombres suelen ser bastante torpes en el momento de dar el paso para iniciar un “contacto” verbal con la o las chicas que les interesan. Me refiero a la noche, claro está. Cierto es que las gallegas, por lo general, somos _creo que no es mi caso pero no me voy a excluir para que no me llamen engreída_ bastante antipáticas en el ambiente “pubtaurino”.

La cosa, por mi tierra, se plantea así: montones de hombres en grupos, montones de mujeres en grupos y nada de mezclas. ¿Por qué? Ellos dicen que no se acercan por temor a ser rechazados con una mala cara o un buen corte y ellas de que los muchachos no toman la iniciativa. Unos por otros y la casa sin barrer.

A favor de los galaicos valga decir que, una vez que dan las tres de la mañana y ya tienen una ingesta de copas lo bastante contundente, le echan valor y, a veces, entran a matar. Si se encuentran con alguna sonriente y hay buen rollito, se “aparcan” literalmente a su lado toda la noche. Cuando llega la hora de las despedidas (pongamos por caso que no ha habido aún ningún intercambio de fluidos) ellos se hacen los remolones, hablan de tomar copa en casa de alguien o piden teléfonos. Sencillo, ¿No?

Pues una vez llegada a Madrid es donde yo me pierdo. En Madrid, la variedad de “macizan boys” es tal que marea, son majos, simpáticos y bien educados en general. Se quedan contigo toda la noche si hay buen rollo peeeeeeeeeeeeeeeero… al final de la noche… ¡Nada!

No es la primera ni la segunda vez que nos vemos rodeadas por una pandilla de estupendos y guapos mozos, que nos invitan, nos galantean, son amables y parecen encantados de la vida. Sin embargo, al llegar el momento crítico de la despedida… ¡Zas! Nadie tiene valor para pedir los teléfonos y, esto es Madrid, señores. Si le dejas ir sin teléfono, olvídate que nunca más le volverás a ver. Incómoda despedida, unos mirando a los otros y sin que nadie se atreva a decir la frase mágica.

Aquí es donde yo pido encarecidamente instrucciones al género masculino madrileño y que participe del mercado en la actualidad. Yo no tengo problemas en dar el primer paso (los llamo con el dedito, les suelto alguna frase descarada y… listo, ya tenemos compañía) pero con el último tengo muchas dudas. Porque, veamos, si los muchachos se han pasado toda la noche con nosotras es porque interesamos, ¿No? Si llevan toda la noche diciéndote que tienes el mejor culo que han visto en su vida, que si un 10,8 sobre diez, que conmigo al fin del mundo, que tal y que cual… ¿Alguien puede decirme por qué no me piden el teléfono?

Me digo: “Bueno, muchacha, pídeselo tú, qué mas da”. Pero empiezo a pensar: “¿Y si sólo son chicos majos que se relacionan y hasta puede ser que tengan novia?”. O ¿“Y si realmente no quieren mi teléfono?”. ¿Qué hago? ¿Me llevo un papelito y se lo deslizo en la mano al despedirme? (Lo he pensado más de una vez, señores). ¿Le pido el suyo? Más todavía ¿¿Por qué narices no me atrevo a pedírselo??

Ya veis que duda más estúpida, la verdad. Pero es que mis amigas y yo estamos un poco hartas de darnos de cabezazos al día siguiente por cobardes, por no decir la frase de marras y santas pascuas.

Sinceramente, no sabemos muy bien qué es lo que se espera de nosotras. Que demos el siguiente paso o que nos esfumemos pero a esto hay que ponerle solución porque yo estoy en fase de sacarme el clavo de turno y como dicen que un clavo saca otro, intento poner los pies en la tierra y clavar algo por ahí. El fallo es que sólo se encuentran “cuelgafáciles” en los tiempos que corren pero todo sea en pro de restaurar grietas, chapas y armaduras desvencijadas.

Así que estoy dudando entre comprarme un libro de autoayuda que ponga “Cómo ligar y rematar la faena en Madrid” o imprimir unas cuantas tarjetas con mi número de teléfono para repartirlas cuando proceda… o aunque no proceda.

Ains, ¡Qué dura es la vida de la mujer soltera!

27 comentarios:

José Antonio dijo...

No me lo puedo creer. ¿Qué les pasa a los tíos por esas latitudes? La reputación del español peligra, pardiez. Espero que sólo ocurra en Madrid. Quizá por alguna extraña razón esté "out" rematar la faena (ups, perdón, me sale la vena machista).
Vente a mi tierra unos días, que aquí las cosas son distintas.
Provincianos, sí. Pero no dejan (no puedo decir "dejamos") escapar indemne según qué pieza de escaparate (dita sea, otra vez).

Jesús dijo...

Yo, la verdad, hace años que no ligo por ahí, la calle es dura y nunca me ha gustado hacer barra en los antros restregándome en alcohol. Desde luego jamás pediría un teléfono, sonará estúpido seguramente, pero ya lo hice siendo adolescente y... la noche finaliza... cuando finaliza la noche. Tampoco ligaría en grupo ni pertenezco a esa pléyade de cazadores nocturnos, ahora bien, por lo que sé de mis coetáneos más allegados, lo suyo es resolver...

Ya sabes, no dejes para mañana lo que pudiste hacer ayer.

Con lo fácil que es ligar por internet...

Diletante dijo...

¡Si es que estos chicos no se enteran!, ¡hay que ver que baja están dejando la bandera de la masculinidad!, ¿tener a tiro un teléfono de una damisela y dejar escapar la ocasión? ¡no me lo puedo creer! :-P

A lo mejor es que a todos los machos de la especie no nos interesa sólo un buen culo, o tal vez es que ser amable o simpático no quiere decir más que eso, o podría ser que en estos nuevos tiempos tecnológicos (como apunta Jesús) el método tradicional quedó desfasado o, no hay que descartarlo, nuestro espejo personal no está bien pulido. :-)

Lo que más me ha sorprendido es la variedad geográfica en el comportamiento del macho ibérico. Investigando un poco, parece ser que en Cuenca los chicos proporcionan las tres últimas cifras del teléfono, y en Sevilla te dan el de su amigo, y en Canarias te lo dejan escrito en el neumático derecho del coche, y… Creo que me dedicaré a la antropología sexual.

Sin acritud, ¿vale? :-)

ninfa secreta dijo...

Jesús, ligar por internet es facilísimo pero los tíos buenos no abundan...

Diletante, sin acritud tb xD, créeme que yo suelo ligar más por mis maneras que por mi culo (que está bastante bien, tampoco lo voy a negar). En fins, que no me dais soluciones.

Me voy a ir donde José Antonio que esos sí que saben xD!

José Antonio dijo...

¡Que tiemble Mallorca, que viene un maremotooooo!

Pocho dijo...

Ninfa: ni mi condición de hombre casado ni mi carencia de conocimientos al respecto me permiten darte consejos al respecto. Que te aconseje José Antonio.

Por cierto, es sorpendente que no quieras enseñar ese culo del que tú misma confiesas que está bastante bien.

Un casto beso.

Juan dijo...

Te llamare para darte el truco . . . señor, paraq lo que hemos quedado.

remington__steele dijo...

...y no t has parado a pensar q a lo mejor esas dudas q se t plantean a ti sean las mismas q se les plantean a ellos?

Jesús dijo...

¿Es lo mismo un tío bueno que un buen tío? Cuando iba al cole me xplicaron que el orden de los factores no altera el producto, aunque me temo que se les olvidó precisar en qué vertientes.

Lo mismo es que eres "demasié", ya sabes que al hombre inseguro le intimida la mujer de cierto éxito, llámese este físico, personal, profesional... esos no te interesan.

Yo me presto a que me des tu teléfono, tan sólo por evitarte la encrucijada de pensar qué coño ha cambiado en el hombre actual...

Besotes

ninfa secreta dijo...

Pues no, claro que no, los cobardes no me interesa y desde luego no doy mi teléfono a cualquiera... amossss

Y no hace falta buscarse un feo para que sea buen tío. Y para cuelgafácil, que esté bueno, por supuesto!

ninfa secreta dijo...

Pocho, qué sabes tú si yo enseño o no mi culo?? Además, a ti qué más te da?

José Antonio dijo...

Creo que tiene mucha razón Remington_Steele con lo de que hay mucho (pero mucho) tipo inseguro que se va la pata p'abajo cuando topa con alguien que pisa fuerte. En cierta ocasión, una chica me dijo que hacía no sé cuantos meses que estaba en el dique seco ,una rubia que cuando sonríe se parece a Sharon Stone. Eso, unido a que tenía conversación y era culta, al parecer los amedrentaba.
No te voy a decir qué pasó, no me mires así, soy un caballero, caradura, pero caballero.
Besotes discretos.

Pocho dijo...

A ciencia cierta, no sé si lo enseñas o no, pero me fío de tus propias palabras: "Eso sí, yo, el culo, no lo enseño!!".

Ante la otra afirmación: "Además, a ti qué más te da?", he de decir que me has dejado sin argumentos para poder responderte. Me rindo.

¿Has visto la cantidad de comentarios que ha acumulado esta entrada en tan poco tiempo?

diibanez dijo...

No sé como he llegado a este blog, pero me ha hecho gracia leerte y si te digo la verdad, me ha sorprendido muchisimo.

Llevo 3 intensos años de solteria en Madrid y te puedo asegurar que si hay algo en Madrid es buitrerio primero e insistencia para rematar después. De hecho si lo comparas con ciudades mas pequeñas es de los sitios donde es mas fácil ligar y muchas veces buscar el rollo de una noche.

ninfa secreta dijo...

Dibanez, bienvenido. A ver, en Madrid es facilísimo ligar, es verdad, pero lo que resulta curioso es lo "acongojados" que resultan, en general, a la hora de buscar una cita.
El rollo de una noche directamente no suele gustarme _aunque nunca digo de este agua no beberé_ pero sí te aseguro que ni mis amigas ni yo tenemos mala pinta, que sí nos siguen y nos entran pero... salvo que sean jovencísimos, no osan pedirnos el teléfono.

En fin, no me dais soluciones, empezaré a distribuirlo xD!

Pocho, tienes razón, no recordaba ese post pero cuando yo digo que el culo no lo enseño es del modo zafio y poco atractivo al que yo me refería: pantalones tres tallas menos de la necesaria.

Por lo demás, sólo lo enseño cuando, cómo y a quien yo quiero. NO hace falta llevarlo al aire para que se aprecie que se tiene una buena tracción trasera. Un pantalón ajustado o unos leggins son más que suficientes.

Besos a todos

Terre Nouves dijo...

Querida Ninfa, me horroriza en general escribir posts en los que sólo intervienen hombres, pero en fin, ahí estás tú solita para enmendarlo.

Yo, madrileño de pro, voy a darte la razón por la que el personal se hace huidizo en esos momentos clave:

EL EFECTO MANADA.

El efecto manada es lo contrario al efecto AXE. Miles de hombres, cuando están con una aglomeración de féminas, se desorientan por las circunstancias. Tal vez quisieran ligar contigo, o tal vez con la de al lado, pero ¿cómo iniciar el protocolo en los momentos de la verdad? ¿Se pide el tfno. y el fax a cada una, o se desarrolla una estrategia más selectiva aunque maleducada, o qué coños?

Pienso, curiosamente, que es un tema de cobardía por intentar no violentar las buenas costumbres. Es decir, creo que tú puedes interesar, pero tu pandilla completa (para quedar again) no tanto... La falta de intimidad es mucha frente a una pandilla, ¿a que nunca lo habías pensado?

Por cierto, veo que el tema interesa, ¿por qué no escribes un post sobre ganadores y perdedores en esto de la conquista? Te saldrían 101 respuestas.

Bicos

ninfa secreta dijo...

Terre nouves, tiés razón, las nenas están mudas aunque cierto es que he pedido ayuda a los varones pero, chicas, vosotras tb podéis opinar!!

Lo de la manada ya lo pensé, ya. De hecho, no le pedí el tf a mi atractivísimo galán del viernes, que me llevó de la manita, me galanteó y me hizo los honores toda la noche porque, en la despedida, había allí como cinco tíos (uno de los cuales me había tirado los tejos por activa y por pasiva pero a mí no me hacía tanta gracia) y, claro, pedírselo sólo a él me dio palo...

Pero nosotras sólo éramos dos al final. Pides el de las dos y llamas a la que te da la gana, no?? Digo, vamossss

Josh...

Oye, sí que voy a hacer un post sobre mi visión de los ligones nocturnos. Se armará una buena xD!!

Bicos (sigues debiéndome un correo y un café)

Anónimo dijo...

yo quiero el telefono del canario guapeton!!

santibichos dijo...

Ninfa, me dejas perplejo. Tengo una imagen de tí de "chica echada palante", ¿cómo te haces esas preguntas? Los chicos de Madrid son como los de de cualquier parte, en grupo son tímidos, y a muchos también les gusta que déis vosotras el primer paso,...qué pasa, es malo? pídeles tu el tfno, incluso diles "chico me atraes un montón, me gustaría volver a verte" o incluso dale un beso un poco más especial (sin chuparle la campanilla, of course), o el apretoncillo de manos en plan disimulado con miradita cómplice...pero no los dejes escapar por no darles tu móvil, ainssss!

ninfa secreta dijo...

Santi, leches, echá palante sí pero es que ahora tenemos que hacerlo todo nosotras. Que a estos muchachos los convoqué yo llamándoles con el dedito, que me presenté y presenté a mis amigas, que le tiré y recibí tejos del ínclito... Oño... Que cada día sois más acojonados...

Anónimo dijo...

No eres soltera.

Eres divorciada.

Con dos hijos.

¿Recuerdas?

Treinta y tantos dijo...

Yo no tengo mucha experiencia en ligoteos nocturnos, pero de mis pocas salidas en grupo (muy grande) de chicas y chicos, recuerdo como algunos de ellOs (en un grupito más pequeño y teniendo novia) iban a hablar con grupitos de chicas para "vacilarles". Así pasaban el rato, después no buscaban nada. No digo que sean todos los casos, pero quien sabe...
Ah! y eran madrileños.

ninfa secreta dijo...

Toño-anónimo (anda que no se te ve el plumero).

Sí, tengo dos hijos. Te jode?? XD

Maohi dijo...

Hola Ninfa y compañía.
A mi me resulta muy fácil. Quizás sea descortés, no se.
Doy yo mi número, así si a ella le intereso será ella la que me llame. Me parece mejor, menos "invasivo".
El otro día le contaba a una chica que cuando trabajaba en un hotel a veces me llamaban a recepción de madrugada (mujeres solitarias en su cuarto....)para que "por favor me sube usted una almohada.."
Horas después, al despedirnos, le dí mi número en un papel y le dije "te dejo esto, por si alguna vez...no se...si necesitas alguna almohada o lo que sea...:)))
Una sonrisa sencilla, y listo. No lo veo tan dificil.
Besos Ninfa.
No vengo mucho. Pero cada vez que vengo me gustas mas. (Quizás por eso no vengo...porque acabaré rondándote, y mas después de saber que tienes un culo estupendo mmmmmmmmm.
;))))
Besoooo
Maohi

ninfa secreta dijo...

Claro Maohi, no tiene más ciencia. A ver, no es que no me hayan dado o pedido el teléfono en muchas ocasiones pero, en serio, parece que por aquí hay que dar otro tipo de "señales" (como dice José A. ¿Qué coño le pasa a los hombres?).

Me parece fatal que no vengas y muy bien cada día gustarte más.

El culo no es lo único que tengo bien puesto, jajajaa!xD

Besos

ninfa secreta dijo...

Hola Treintantos.

Sí, sé que existe ese tipo de grupitos pero, otra cosa igual no, experiencia tengo un rato largo, ya te adelanto que no es el caso.

Ni vacilaban ni venían de graciosos. Y sólo para vacilar no te pegas por invitar a la chica de turno, ni pasas toda la noche rondando, ni se te cae la baba... Va a ser que no era eso, jajaa!

Biquis guapa

Roberto Días Aka XRob dijo...

Somos torpes...